cabecera

Miscelánea.

Saturday, June 5, 2010

¿Qué es exactamente el fracaso escolar?

Aprovechemos que es sábado y nadie lee esto...



Desde siempre ha habido palabras que me ponen a la defensiva en cuanto las veo aparecer. Una de ellas es, por ejemplo, culpa, cuyo significado absorbe demasiado y acaba siendo una especie de hermano mutante maligno de responsabilidad. Otra es fracaso , que junto a su hijo bastardo fracasado, la mitológica loser de la cultura y las películas americanas, se usa tanto más cuanto menos claro está qué se quiere decir, en parte porque se contrapone de forma maniquea a éxito, obviando o sustituyendo a toda la gama de grises que cabe imaginar.



En mi pequeño mundo de mercenario nos asaltan continuamente con el fantasma del fracaso escolar, que es, según la wikipedia, el hecho de no lograr el título académico mínimo obligatorio de un sistema educativo. Es decir, un concepto pragmático y manejable que no significa absolutamente nada relacionado con las palabras que lo forman.

Todos entendemos que en cualquier empresa acometida los términos de éxito y fracaso van ligados tanto a la consecución de unos ciertos objetivos como al esfuerzo empeñado en ello: No es un fracaso que mi equipo de futbito del colegio pierda catorce a cero jugando al fútbol contra el Manchester United. Tampoco sería un fracaso deportivo perder por no asistir al partido. [1]

El saco del fracaso escolar es sin embargo un cajón de sastre donde todo tiene cabida. Al final de año se analizan los resultados académidos desnudos, el ratio de aprobados y suspendidos, las notas medias... Y se analiza todo ello de forma profundamente idiota.

Sistemáticamente empeoran los resultados y se buscan culpables [2]. Y la culpa es de los pedagogos (no de la pedagogía), de los contenidos (no de su ausencia), de la falta de motivación (no de la falta de responsabilidad), de un sistema demasiado duro (no de un sistema demasiado blando), de las clases magistrales (no del cumbayá), etc.

Si es por buscar culpables, y siendo tristemente obvio que las cosas van académicamente peor ahora que hace veinte años [3], ¿qué tal si culpamos a los responsables últimos de todos los cambios del sistema educativo?

Ahora bien, si de lo que se trata es de buscar soluciones y no de maquillar estadísticas (es decir, de eliminar el fracaso escolar favoreciendo que todo el mundo obtenga sí o sí ese título obligatorio que lo define), entonces sigamos como estamos.

Y cuando tengamos un 100% de chicos con la ESO pero que no saben ni leer ni escribir habremos acabado con ese fracaso escolar que no es nada sino números y humo.

El verdadero fracaso escolar es, sin embargo, creer que esos números son lo importante, confundir el tocino con la velocidad, los títulos con los contenidos, las estadísticas con el aprendizaje, etc.

El fracaso reside en creer que es posible tener un 100% de éxito sin hacer trampas, o en hacer las trampas necesarias para tener ese porcentaje perfecto a despecho de todo lo demás.

El fracaso es de ellos, que ni han sabido cómo educar a los niños ni van a reconocer jamás que se han equivocado.


[1] Podría ser un desastre de la organización, si se ha llegado tarde por perder un avión, un imponderable en forma de depresión estacional masiva, un accidente de tráfico, un ataque de gnomos gigantes...
[2] ¿Existía la culpa antes del auge de los pueblos y las religiones semitas?
[3] ¡Lean este blog y lloren!

PS: Repetir curso NO es un fracaso. El fracaso es creer que sí.

Labels: , ,

19 Comments:

At 05 June, 2010 07:12 , Blogger ca_in said...

A la fresa anterior no llegué, pero a esta llego prime. Muerto de sueño pero prime.

Mñms... Monito verdiraro...

El otro día mi sobrino refunfuñaba (o eso me contaron) porque a los negados que no habían alcanzado la nota para hacer la selectividad les habían subido dicha nota a lo cafre, mientras que a él que le faltaban 6 décimas para el 9 que le dejaría en óptimas condiciones para estudiar medicina no le subían nada. No sé si tienen que ver con el tema, pero es lo primero que se me ha venido a la cabeza después de leer la fresa.

Ñueñas noches, o días, o lo que sea.

 
At 05 June, 2010 09:47 , Blogger eduideas said...

Efectivamente las cifras de fracaso son nada, humo o como quieras llamarlas, a ver si todos lo vamos diciendo bien alto: no es eso (ni ESO).

 
At 05 June, 2010 10:39 , Blogger _Xisca_ said...

Pues no, no creo que reconozcan que se han equivocado, porque muy probablemente lo estén haciendo a propósito. Me gustaría equivocarme; a ver si es así al final, y es sólo inconsciencia más desidia más fans de las apariencias y los trofeos en la vitrina.

 
At 05 June, 2010 10:54 , Blogger Efe Morningstar said...

Caín, yo hace unos años me enfrenté a algunos profesores por negarme a subir un punto por la cara a un chaval.

El chico tenía dos nueves en 2º de bachillerato (el resto eran dieces) y su tutora presionó para que le subiésemos la nota porque sí, porque era el mejor alumno que había pasado por allí jamás y porque esos dos nueves hacían feo. Hay que joderse.

¿No conté la historia en la efeweb...?

Edu, sinceramente te digo que no sé ni por dónde habría que empezar a quejarse. Los sindicatos, aparentemente, sólo se interesan por el dinero que se cobra o se deja de cobrar.

Por cierto, los sindicatos y los trabajadores, como los partidos y los votantes, ¿están cada vez más alejados unos de otros o es sólo una sensación mía? Es que así no hay manera de llevar ninguna queja a ninguna parte, aunque entiendo que es culpa nuestra por permitirlo... Supongo que deberíamos implicarnos más pero es más sencillo no hacerlo y esperar que otros lo hagan por ti. Y que lo hagan inteligente y honradamente encima.

Sí, la verdad es que no tiene ningún sentido esperar algo así.

Xisca, la idea de que todo es un plan maligno a medio-largo plazo para deseducar a las masas y convertirlas en ovejas me seduce bastante pero aún no me la acabo de creer. No por nada sino porque en política no existe tal cosa como el medio-largo plazo.

 
At 05 June, 2010 13:03 , Blogger ca_in said...

Ya he dormido algo. Bueno, nunca me fío mucho de mi neurona cuando está somnolienta, pero creo que lo de mi sobrino sí venía algo a cuento, aunque con menos sueño posiblemente no habría escrito sobre él.

Sí, me acuerdo de tu batallita, y mi sobrino lo que está refunfuñando es precisamente tu propuesta: «si les suben la nota a esos, que me la suban también a mí».

Y no eres el único que tiene esa sensación con los sindicatos y los partidos.

 
At 05 June, 2010 13:27 , Blogger Livia said...

El problema es que SÍ se puede reducir el fracaso escolar pero hace unos eones pensaron que bastaba con desearlo y el deseo se hizo taaaaan grande que dejaron de ver la realidad... y como son imbéciles pero no tanto antes de dejar de verla por si acaso bajaron al mínimo el nivel curricular.
Sería interesante que antes de hacer la próxima ley (¡¡llevamos ocho años sin nueva ley de educación!! ¡es el apocalipsis!) tuvieran en cuenta, para variar la opinión de los profesores... pero esta vez la de los que dan clase en los institutos a ser posible, que siempre las hacen los que pisaron las aulas por última vez siendo alumnos y así nos va...

 
At 05 June, 2010 14:21 , Blogger Superflicka said...

Ya sé que no le interesa a nadie, pero voy a contar cómo es el sistema educativo en Rusia, y qué resultados tiene. Por favor, no me banees.

El sistema no ha cambiado prácticamente nada en los últimos 30 años, de manera que se siguen estudiando en el cole asignaturas como "Historia del sindicalismo europeo" o "Métodos de evacuación en caso de bombardeo" (ésta me encanta; todo escolar ruso tiene su propia máscara de gas). Pero también se estudia Literatura Rusa, Literatura Universal, Química, Física, Geología, Biología, Historia de Rusia, Historia de Europa, Historia Universal (todas asignaturas diferentes y simultáneas) y un trillón de asignaturas más. Con 8 años, los niños rusos leen a Chéjov; con 12, a Pásternak; y con 15, todo Guerra y Paz enterito. Dostoyevky entra todos los años.

No existe segregación por especialidades, salvo en algunos colegios de élite (gimnasios, los llaman. Fan de este nombre).

No existe el fracaso escolar. Se puede repetir curso con una suspensa, pero NADIE suspende. NUNCA. Suspender es una vergüenza social; con un sólo suspenso en tu expediente pierdes la oportunidad de entrar en la Universidad; con más de un suspenso corres el riesgo de que te metan en un colegio especial para retrasados. Amazing but true.

Yo al principio era fan del sistema ruso, pero ahora he visto que tiene un lado bueno y un lado malo:

EL LADO BUENO
Los rusos son el pueblo con el nivel cultural medio más alto sobre la faz de la tierra. TODOS los rusos han leído "Crimen y Castigo", ¿te imaginas lo que es eso? ¿Te imaginas que todos los estudiantes hubiesen leído el Quijote y fuesen capaces de pasar un examen sobre el libro? ¿¿¿Te lo imaginas??? Por no hablar de la tabla periódica, que es además un elemento de orgullo patriótico. Cuando mis estudiantes no saben decirme el nombre de un material en español, se empeñan en darme la fórmula química. Me hacen sentirme realmente avergonzada.

EL LADO MALO
Los rusos son el pueblo con el nivel medio más alto de conocimientos... teóricos. Tanto Mendeleyev y tanto Pushkin y claro, no les da tiempo a pensar por sí mismos. Nadie les enseña a imaginar. El ejercicio tipo "¿Qué harías si te tocase la lotería?" (para practicar subordinadas condicionales) les crea angustia y estrés y muchos reaccionan agresivamente. Son un pueblo sin ningún tipo de fantasía. Por no hablar de poner en duda lo que han aprendido. Son (y que Putin me perdone por decir esto) un rebaño de chimpancés amaestrados.

Todo esto venía a... Ah, sí: que da igual el sistema educativo; el futuro es una mierda y todos vamos a morir de todos modos. Mejor ignorar el problema.

 
At 05 June, 2010 15:30 , Anonymous javi said...

Deberia decir algo incordiante, como que la sociedad aspañola de hoy y la de hace 20 años son tal que muy diferentes, pero la quimica me atonta. Otro dia.

Superflicka, casate conmigo.

 
At 05 June, 2010 17:34 , Blogger Rob said...

Te lo digo y te lo repito, no deja de sosprendeme el abrumador parecido entre lo qeu escribes y lo que se vive por estas latitudes. Y no pasa sólo pk nuestra sistema educativo sea una copia del suyo, sino que pasa por la gente... mismas ideas mediocres, dándole más valor a una estadística que en el fondo es una mentira, por sobre a una verdadero aprendizaje... todo por que si las estadisticas son buenas, llega un bono a fin de año. Pero cuando llega la hora de las evaluaciones externas (Simce y PSU aquí en Chile) se nota que los alumnos no aprenden... y se llega de nuevo a que el problema somos los profesores, o los edificios viejos, o que los bebés no tienen computador con iternet en la casa.

... al menos los de aquí, confiamos en la renovación generacional... del los profesores, pk de los estudiantes, ni hablar

Como siempre, un gusto.

 
At 05 June, 2010 17:39 , Blogger Rob said...

se me olvidaba...

Superflicka eres mi nueva heroína

 
At 05 June, 2010 17:54 , Anonymous Webber said...

Wow, gran post este, con frases lapidarias incluso! (vease el PS!).

Vuelvo a recomendarte la lectura de Freakonomics de Dubner y Levitt, realmente te va a gustar. Un ejemplo de lo que el tipo analiza (siempre buscando la intrincada relacion entre los incentivos y la consecucion o algo).

Tiene titulos tan atrayentes como "si vender crack es tan buen negocio porque los traficantes viven con sus madres??" y varios capitulos sobre cuestiones de sistema educativo etc. Basta de publicidad!

Dicho todo esto, creo que lo que propones se resume en: cualquier sistema educativo bueno tiene que tener un porcentaje de "fracaso escolar" (segun la definicion wiki), lo importante, segnora, son los contenidos!

Voy a ver ciervos.

 
At 06 June, 2010 05:06 , Blogger Efe Morningstar said...

Caín, joder, no me creo que hayas encontrado eso. A mí me cuesta horrores encontrar cualquier tontería... Sobs.

Livia, eso de que profesores asesoren en educación es una cosa que debe de sonar muy marciana porque es verdad que no se hace. Ya sabes, la pedagogía y la psicología visten mucho más.

Tengo que ver menos Bones....

Flicka, te cambio tus chimpancés amaestrados por mis chimpancés inamaestrables sin pestañear. ¿Es que crees que mis alumnos tienen algo parecido a la fantasía? ¡No la necesitan, tienen la tele!

¡Y deja de ligar con mis lectores!

Javi, sé que ha pasado una generación pero, precisamente, ¿cómo se ha educado esa generación? Los analfabetos funcionales que tenemos en las aulas son el resultado de muchos años de despropósito educativo. No los han educado los padres (que no tienen tiempo o no tienen ganas) y la escuela está sobre todo para enseñar, aunque me temo que no todos piensan igual. En cualquier cas tampoco tengo muy claro que se pueda educar a nadie sólo con zanahorias... Es ingenuo.

Rob, he tenido la sensación de que, de hecho, estamos repitiendo esquemas y errores heredados de otros países que ya han pasado por esto antes. A largo plazo la escuela pública va camino de ser poco más que una guardería o un patio de recreo y sólo aprenderán quienes puedan permitirse un colegio privado.

No sería mal plan si fuese un plan y no una sucesión de decisiones estúpidas.

Webber, tengo una idea: regálamelo y deja de recomendármelo, que ya sabes que olvido siempre todo.

Y sí, el fracaso es inevitable. ¿Recuerdas cuando hacíamos prácticas de física y TODOS trampeábamos los resultados? Era imposible clavar los resultados.

Es imposible que las estadísticas sean perfectas salvo que se hagan trampas, y mal. Y eso es precisamente lo que está intentando la administración en su loca carrera por quedar bien.

 
At 06 June, 2010 08:59 , Blogger Superflicka said...

Pues no sé qué decirte; al menos en España se intenta lo de "aprender a aprender" y ese tipo de cosas...

 
At 06 June, 2010 11:48 , Blogger ca_in said...

No fue tan difícil de encontrar, sólo me llevó dos intentos. En el primero creo que busqué sobresaliente, y en el segundo subir nota.

 
At 06 June, 2010 12:17 , Blogger Efe Morningstar said...

No, Flicka, ni se intenta ni hay medios reales para hacerlo. Hablo de medios y material humano. Todo el sistema se basa en una premisa irreal: los alumnos quieren aprender. Así no funcionan las cosas, hay que formar primero y dejar las florituras para después.

Lo de "aprender a aprender" es un lema y nada más. Para hacer camisetas y ponerse medallas pedagógicas absurdas.

Caín, jolín, te voy a tener que llamar cada vez que busco algo en mi web.

 
At 06 June, 2010 12:56 , Blogger _Xisca_ said...

En el instituto al que fui -antes hice hasta mi primer 3º de BUP en colegio de monjas, así que he experimentado privado y público- tenía un profesor de lengua y literatura catalana que prácticamente hacía una clase de escritura creativa en la que hacíamos ejercicios tales como hacer un guión de cine para un fragmento de una novela o un cuento corto, un trabajo sobre la publicidad en los medios en los que teníamos que analizar anuncios en prensa; además, por ejemplo, estaba prohibido terminar las redacciones con "y todo fue un sueño", si lo hacías te ponía un cero. Y todo así, aparte que nos dejaba elegir los libros de una lista larguísima que nos daba cada cierto tiempo, con todo tipo de géneros.

A día de hoy sigo pensando que este hombre fue uno de los mejores profesores que he tenido.

Superflicka, no sé si lo que te gustaría es un profesor un poco más así para tus alumnos, pero lo que has explicado me ha dejado de piedra, si todo lo que hay que hacer es darles un poco de espacio para que desarrollen su creatividad, los rusos son la próxima potencia mundial. Madre mía.

Ah, Efe, y ayer en el metro escuché una conversación entre profesores gemela de este post, no estás solo.

 
At 06 June, 2010 16:35 , Blogger Er-Murazor said...

Caramba, ¿quién eres tú y qué has hecho con Efe?

Flicka, los rusos también estudian matemáticas marcianas. Los libros rusos de matemáticas son los mejores del mundo, y también los más extraños. Estuidan unas cosas rarísimas, lo que yo te diga...

 
At 06 June, 2010 18:56 , Blogger Efe Morningstar said...

Y los textos de física de la editorial MIR están por todas partes. Hacían libros de texto de cualquier cosa y eran estupendos para consultas rápidas, para ver temas extraños, para tenerlos por ahí con ese español macarrónico tan divertido.

Yo en casa tengo alguno de procesos irreversibles y alguna cosilla más. Molan.

 
At 06 June, 2010 21:21 , Anonymous watchman said...

Calvo, ¿has visto The Wire? Si no:

1.- Deberías.

2.- En la tercera temporada se habla del "fracaso escolar" en los USA (el No Child Left Behind de los cojones): aquí el problema no es no aprobar el curso, sino suspender los test estandarizados que se hacen año sí, año tambíen. Al final se acaba en lo mismo, trampeando como buenamente se puede para que los números queden bonitos para las elecciones.

Que es el problema. Como tú dices, los políticos no tienen suficiente visión a largo plazo como para intentar crear una masa sin educar. Otra cosa es que no les importe nada que ese sea el claro efecto colateral...

Y sí, la zanahoria sin el palo acaba en burros gordos que no van a ninguna parte.

Y hazle caso al Webber, que Freakonomics es muy entretenido (el primero, el segundo no tengo el gusto).

Superflicka, ¿por qué parte de Rusia andas?

 

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

Links to this post:

Create a Link

<< Home