cabecera

Miscelánea.

Thursday, January 30, 2014

Los pies en la tierra dentro del armario

—El otro día me llega un mensaje por móvil de un número oculto.
—Ajá, ¿y qué decía?
—Pues creo que era de un compañero del año pasado, pero no sé cuál porque no firmaba el mensaje. Y contaba que había visto un vídeo de una chica que le parecía conocida pero no estaba seguro, así que mandaba un enlace para que lo comprobásemos y viésemos qué se podía hacer.
—Mmmm...
—Una alumna de tercero que salía en un vídeo, ya sabes, con un tío, haciendo cosas, en el blog de un sitio, ¡un sitio de ésos! ¡Un sitio donde se hacen cosas! ¡Un vídeo!
—¿Una alumna menor de edad?
—Sí, pero a ella le preguntaban la edad y decía que tenía dieciocho. Pero no puede ser. Bueno, a lo mejor sí pero creo que no.
—¿Y qué habéis hecho?
—¡Nada! ¡A ver si van a pensar que tenemos algo que ver!
—Pero, hombre, que en la web de la Guardia Civil se pueden denunciar esas cosas de forma anónima.
—¿Seguro?
—Seguro.
—Bueno, bueno, no hay que precipitarse. Igual no era ella. Aunque tenía la misma cara. Y el mismo tipo. Y el pelo. Es que salían primeros planos. Dios mío. ¡Y lo peor es que era alumna mía! ¡Soy el peor profesor de religión de la Historia!



—Y mejor no te cuento una cosa que me pasó hace un par de años en otro sitio. Bufff.
—Cuenta, hombre, cuenta, que el claustro es interminable.
—Pues verás, estaba con un compañero pasando por las aulas durante el recreo para ver que no quedaba nadie y entonces oímos un ruido que venía de una clase. PLONC. Como de madera. Así: PLONC.
—Jijiji.
—Entramos en silencio, extrañados porque no se veía nada y entonces nos fijamos en el armario empotrado, que se movía un poco y tenía la puerta entornada. La cogí, la abrí y ahí estaban, con los pantalones bajados. Una pareja, ella de espaldas y el otro ahí dale que te pego, cogiéndola de las caderas.
—¡Como demonios!
—A mí me dieron los siete males, me puse blanco, me puse rojo, no sabía ni qué decir. Bueno, cerramos la puerta, les dijimos que se vistiesen y que vinieran con nosotros al ver al director. Qué apuro.
—Bueno, esas cosas pasan bastante.
—¡Es que no ha acabado! Los bajamos a dirección, le contamos todo al director, que se puso blanco, y les dijo que se marcharan, que ya hablaría con ellos y con el orientador. Entonces se nos acerca, como preocupado, nos pone la mano en el hombro y nos dice muy bajito: "Pero, ¿es que no sabéis quiénes son?"
—¿Y...?
—Nos mira y dice: "Es que son hermanos".

Labels: ,

20 Comments:

At 30 January, 2014 01:07 , Blogger Ana María said...

Hostias.

Entre tú disfrazado de pájaro-espino-wannabe, lo del claustro infinito, el profe-de-reli-me-han-mandao-un-vídeo y el final de la segunda historia, sólo cabe preguntarse cuán sórdida es la sociedad de Profundo Sur.

Eh... Martin y lo de los Lannister...

Ofuf. Qué repelús, muchacho. Eso no hay trienios que lo pague.

:*

 
At 30 January, 2014 01:09 , Blogger Óron Mornen said...

O_o Pero pero pero pero pero WTF?

 
At 30 January, 2014 01:17 , Blogger Àlex Esteve said...

Y yo ahora cómo quieres duerma? No me he puesto blanco o rojo, me he quedado amarillo del susto.

 
At 30 January, 2014 01:17 , Blogger Miss Hurry said...

¡HERMANOS! :O
No sé qué poner porque estoy anonadada... ¡lo que da de sí un claustro!
Mejor hablo del dibujito: monísimo. La parte delantera del confesionario así curva te ha quedado genial.
¡HERMANOS!

 
At 30 January, 2014 01:18 , Blogger _Xisca_ said...



Yo me preguntaría qué pretende este profesor contándote todo esto...

 
At 30 January, 2014 04:04 , Blogger Be said...

Tuvieron suerte de que no los empujaran por la ventana a la voz de "the things I do for love".

 
At 30 January, 2014 04:04 , Blogger Be said...

Tuvieron suerte de que no los empujaran por la ventana a la voz de "the things I do for love".

 
At 30 January, 2014 09:13 , Blogger Pal said...

Emmm bien.
....
En realidad yo pasaba por aquí y ni lo tenía que haber leído.

¡¿ES QUE NADIE HA PENSADO EN ESA POBRE MADRE?!

 
At 30 January, 2014 09:45 , Blogger Martes said...

Yo solo he venido a decir que yo estudié en un colegio de curas y me consta que los profesores de religión tienen la mente enferma y se inventan pecados que a los demás ni se nos ocurriría. Yo que tú contrastaría con otras fuentes.

 
At 30 January, 2014 10:16 , Blogger molinos said...

No me lo creo.

Flores en el ático en tu colegio...qué cosas.

 
At 30 January, 2014 11:27 , Blogger 300mundos said...

Estoy con Xisca. Me parece bien que cada uno folle con quien le de la gana siempre que sea de mutuo acuerdo, pero los cotillas morbosos cuanto más lejos mejor. Muy mal rollo esta entrada, escribe una happy asap, plis

 
At 30 January, 2014 12:00 , Blogger NáN said...

Estos profes de religión ven pecados por todas partes. Tienen una mente enferma y por ello van mirando donde no deben.

Pero ¿es que no se da cuenta de que los angelicos están practicando, porque saben que no podrán acceder nunca a una superficie habitable de mayor superficie? ¡Era un ejercicio táctico de acostumbramiento a la supervivencia.


Efe, hazte cura, u obispo si ya lo eres, porque estás monísimo en el confesionario.

 
At 30 January, 2014 12:14 , Blogger Salamandra said...

OH MAI GAT!!!!!!!

No puede ser verdad

 
At 30 January, 2014 12:16 , Blogger Pétalo said...

Oh dios este post si es jugoso. Estoy flipando.

 
At 30 January, 2014 13:51 , Blogger Microalgo said...

¿Que qué pensará la madre? Bueno, lo mismo se une a la fiesta por las noches... me recuerda un chiste de un niño que le pregunta a su madre "Mamá, si tú eres china y papá es blanco, ¿yo porqué soy negro?" y la madre le responde "Mira, hijo, con la que se lió allí esa noche, me conformo con que no ladres".

Y bueno, el incesto, ese animal con seis patitas que se acuesta con sus parientes más cercanos, es más frecuente de lo que uno cree. Seguro.

Y la otra chica puede que con ese vídeo se haya ganado un dinero que necesitara (o le apeteciera)... pero denuncie, denuncie, que a quien hay que moler a palos es al que la contrató, por supuesto. Si lo pillan, será muy feliz en la cárcel, y allí recibirá todo tipo de atenciones. Sin cámaras, eso sí.

 
At 30 January, 2014 17:20 , Blogger ca_in said...

...el armario empotrado, que se movía un poco...

Olvidaos del incesto: ¡Estaban haciendo temblar un armario empotrado! ¡Qué energía la del hermanito!

 
At 30 January, 2014 21:20 , Blogger Gárgamel said...

Tienes el diablo dentro. Intentas crearnos traumas A NOSOTROS. La de noches de "autosatisfación" que le habrá dado la escena del armario al curita...

 
At 30 January, 2014 22:54 , Blogger breadbimbo said...

Cain, te fijas en los mejores detalles!
Das clase en el instituto de los serrano? A ver si lo que se ve en las porno resulta que va a ser verdad...

 
At 30 January, 2014 23:23 , Blogger Efe Morningstar said...

Ana María, pero qué dices, si no fuese por estas batallitas los claustros serían insoportables.

Bueno, lo son de todos modos.

Óron, tú no lo entiendes porque no comprendes el AMOR.

Álex, tú lo mismo. Si es que no se os puede sacar de paseo.

Missurri, sipe, el dibujo me ha quedado bastante bien, he quedado muy contento con el resultado. Además, esto empieza a parecer una línea de muñecos "Efe y sus complementoe", "Efe sacerdote", "Efe pirata espacial"... Mattel debería adoptarme cuanto antes.

Xisca, nada, nada, recuerda que estas barbaridades pasan continuamente y que según nos vamos enterando las contamos. ¿No recuerdas aquello de los cinco euros...? Gracias a esto y las pifias en los exámenes vamos pasando los días.

Be, habría sido imposible: eran dos profesores, los niños eran relativamente pequeños y no había ninguna ventana cerca. En la vida real nunca hay una torre semiderruida cuando hace falta.

Pal, no sé, no sé, ¿tú crees que pensar en tu madre mientras te zumbas a tu hermana es una mejora?

Martes, a mí es que todo me parece normal dentro de su anormalidad. Todos los años pasan cosas en todos los centros. Los vídeos, las pilladas en las aulas, los numeritos de cuernos, los embarazos... Cuando era alumno no me enteraba de lo que le pasaba a la mitad de la clase pero como profesor tenemos más acceso a la información y nos enteramos de todas las marcianadas.

Moli, es que tú eres muy buena de chica. (Ahora ya ni eres buena ni eres chica, sufre).

300, ohhh, llevamos años viendo películas de sobremesa, eso nos ha hecho desarrollar un gusto exquisito por lo sórdido, lo ajeno y los jardines bien cortados. Es la herencia recibida.

NáN, ¿verdad que me quedan genial los hábitos? Se ve que he equivocado la profesión total y tontamente.

Salamandra, claro que sí, esto pasa todo el rato, lo que ocurre es que lees poco las secciones más leídas del ABC.

Pétalo, ajá, ¡has salido de tu escondrijo con el escándalo! ¡Con las reseñitas nada! Convenida.

Micro, no, lo del vídeo es otro rollo. No quiero dar detalles pero no había dinero de por medio, sólo poca sesera.

Caín, los armarios empotrados son solidísimos por todas partes, excepto por las puertas y los marcos, que están construidos con la sustancia más parecida a la madera y más barata que pueda encontrarse en el mercado. Mueves una puerta en un lado del aula y temblequean las del otro extremo.

Gárgamel, que no, que no, estás proyectando. Mi colaga es un santo varón y tú un cochino. ¡Viciosos!

Bimbim, en Los Serrano no eran hermanos de verdad. Eso es trampa y no tiene mérito ninguno. Por lo demás, estos niños no creo que recuerden la serie... So viejuno.

 
At 31 January, 2014 02:19 , Blogger Be said...

De todas formas, a ti te pega más la púrpura cardenalicia que la sotana de a pie, no?

 

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

Links to this post:

Create a Link

<< Home