cabecera

Miscelánea.

Monday, February 3, 2014

Walter Mitty y estafadores americanos

La vida secreta de Walter Mitty es la segunda adaptación de la novela homónima de James Thurber. La primera, que tiene ya mil años, la protagonizaba un Danny Kaye excesivo pero encantador. Esta segunda versión queda al mando de Ben Stiller, que rueda una cosita bienintencionada, simpática, más blanda que el moco de pavo y totalmente olvidable. Un par de chistes graciosos, un final previsible pero bien montado, nada más.



La gran estafa americana es otra cosa. Un grupo de actores estupendos, una historia necesariamente fullera, unos estilismos maravillosos y un metraje demasiado largo en el que se echa de más alguna escenita. Paradójicamente esto no habría pasado con actores peores: nadie habría temido cortar minutos, esquilmar escenas ni borrar páginas del guión. Al final, pese a los buenos momentos, insatisfactoria.

Debo de ser un quisquilloso porque parece que a la crítica le ha encantado.

Labels: ,

11 Comments:

At 03 February, 2014 01:58 , Blogger Ana María said...

Qué va, la crítica está muy dividida con La Gran Estafa Americana. Échale un vistazo a los comentarios que hay por la red, porque varían desde "una puta basura" hasta "una obra maestra". Están bipolares, así que he asumido que será graciosa y que, por ende, tal vez la vea en casita.

De la otra paso millas.

:*

 
At 03 February, 2014 11:39 , Blogger Miss Hurry said...

Creo que el hecho de que fuese un poco larga es lo que hace que al final te quede sensación de que LGEA es regulera, pero me lo pasé viéndola.
La nueva de Waler Mitty no me llama mucho, así que cuando me enteré de que había una anterior me la bajé. Estoy pendiente de verla :)

 
At 03 February, 2014 11:41 , Blogger Miss Hurry said...

*me lo pasé BIEN

 
At 03 February, 2014 11:41 , Blogger Miss Hurry said...

This comment has been removed by the author.

 
At 03 February, 2014 12:23 , Blogger Pétalo said...

La de Walter Mitty me gustó, pero como tú dices, olvidable. Con la gran estafa americana me ha pasado lo mismo: los actores maravillosos, la historia bien, la peli en general bien, pero al final como que...psé, no entendí tanta locura de la crítica. Me gustó mucho más el lobo de wall street.

 
At 03 February, 2014 16:51 , Blogger Microalgo said...

Eso iba a decir yo. Que no toda la crítica está de acuerdo. En fin, creo que también la veré en casita.

 
At 03 February, 2014 17:16 , Blogger Goethita said...

Ay madre. QUÉ PERTURBADOR. Ahí faltan plataformas molonas en los zapatos.

(No veo bien, pero mi imaginación ve cadenaca de oro y pelitos de machote)

 
At 03 February, 2014 17:34 , Blogger Óron Mornen said...

Goe, no te lo estás imaginando. T_T

 
At 03 February, 2014 17:57 , Blogger ca_in said...

Creo que ya dije que Walter Mitty me gustó. No mata, pero se disfruta. LGEA, como dice AnaMª, provoca tal bipolaridad que estoy pasando de ella.

Y te recuerdo que los 70 se alargaron durante los 80 en EEUU, por lo que no necesitas excusa para vestirte de Larry Laffer.

 
At 03 February, 2014 23:51 , Blogger Efe Morningstar said...

Ana María, pues qué bien, yo sólo había pillado comentarios muy positivos. Bueno, es igual, yo he ido a verla por la ropa y los peinados. Dinero bien gastado.

Missurri, tarda una infinidad en arrancar. El tercio intermedio está ahí para que veamos lo buenos que son los actores pero la trama está congelada.

Pétalo, coincido contigo punto por punto. Mucho mejor la de DiCaprio y compañía.

Micro, hombre, ve al cine. No hay tantas cosas mejores en la cartelera tampoco.

Goe, no, no, no es tu imaginación, están ahí para perturbarte: pelánganos en el pecho y cadena de oro. Eran NECESARIOS, como el tupé y el movimiento de caderas.

Óron, te fijas en COSAS, muy bien.

Caín, no sé, a mí la de Walter Mitty me parece demasiado blandurria, aunque tenga algunas cosas divertidas.

Discrepo contigo. Los coloridos setenta no llegaron a Reagan. Sólo sobrevivieron los bigotes unos años, pero ya sin ropa epiléptica.

 
At 04 February, 2014 09:29 , Blogger Goethita said...

Sí, lo más perturbador es SIN DUDA el cimbreante movimiento de caderas.

 

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

Links to this post:

Create a Link

<< Home