cabecera

Miscelánea.

Friday, December 19, 2014

St Vincent, El Hobbit (3), Filth, Magia a la luz de la Luna, Mortadelo, Sinsajo, Marco Polo, Pequeños Abogados Asesinos, Ascension y Librarians

Se me han acumulado demasiadas reseñitas, soy lo peor. Empiezo por las peliculas:

St Vincent cuenta la relación de un niño un poco perdido con su vecino, un gruñón entrañable que interpreta Bill Murray. La estructura y lo que sucede son perfectamente previsibles pero funcionan. El jubilado es insoportable, maniático, fumador, jugador, desvergonzado y asocial. El niño necesita una figura paternal. Se conocen, se repelen, se aprecian, pasan cosas juntos. Cosas algo cafres, divertidas, un poco tristes... Y al final todo es estupendo, como debe ser, razonablemente ñoño, bonito y feliz.

La más navideña de las películas de la cartelera, pero sin esas cosas asquerosas que tiene la navidad (regalos, papanoeles, renos, reuniones familiares, grandes almacenes, luces, nevadas románticas, besos en fin de año, oropel, muérdago, reyes magos, belenes, felicidad forzada y demás). A mí me ha encantado.

El Hobbit: la batalla de los cinco ejércitos es el esperadísimo final de una trilogia que sólo daba para 180 minutos de metraje y en la que Jackson ha metido tanta paja propia como escenas que más que leerlas las habíamos imaginado, porque Tolkien apenas las había narrado de pasada. Así, junto a la historia central (¡Bilbo viaja con unos enanos, habla con un dragón, soluciona un incidente diplomático y vuelve a casa!) se añaden una historia de amor muy muy mal llevada, un montón de humanos con vidas propias y los sucesos de Dol Guldur. Lo primero, un lastre, dejando en evidencia el (nulo) tino del director. Lo segundo no aporta nada. Lo último, demasiado detallado, se nota que Jackson rodaría el Silmarillion si pudiera.

Me dan unas ganas locas de coger las tres películas, abrirlas con un programa de edición y cortar TODO lo que creo que SOBRA. Hay buenos momentos pero están ahogados en un mar de relleno. [1]

Filth, protagonizada por James McAvoy, es un relato sucio, sórdido, autodestructivo y grimoso de un policía que está inmerso en un mar de mierda sin fondo. Es de esas películas que te roban el alma y las ganas de vivir (caso de tenerlas), pero que no es suficientemente interesante como para recomendar. Una curiosidad.

Magia a la luz de la Luna es una película de Woody Allen que bien podría haber dirigido cualquier otro ser humano. Es blandita, agradable y simpática. Quizás no sea gran cosa pero transcurre en la campiña francesa durante los años veinte y la protagonizan Colin Firth y Emma Stone, motivos más que suficientes para pasárselo bien sin pensar demasiado.

Mortadelo y Filemón es una perfecta adaptación de los tebeos y de su humor gamberro, deslucido y chusco. Si la hubiese visto con diez años habría sido tan feliz que la habría buscado en VHS y habría quemado el vídeo. A estas alturas, sin embargo, apenas la veo con simpatía y algo de hastío por esas bromas que dejaron de hacerme gracia hace tanto tiempo. (De hecho, lo que más me divierte son los aportes de Fesser, como esa musiquilla impagable de Julio Iglesias).

Si aún es fan de los tebeos no puede perdérsela.



Sinsajo (primera parte) cuenta el inicio de la revolución contra el establishment que ya se apuntó en la segunda película de la saga. Ya no hay juegos, luces ni pretensión de normalidad: ha estallado una guerra civil en la que la protagonista juega un papel vital como icono viviente de los rebeldes. Lamentablemente, la chiquilla es idiota: ni se sentía demasiado oprimida antes de ser llevada a los Juegos, ni aprendió a odiar a su enemigos mientras intentaban matarla ni desarrolló una conciencia política después de vencerlos. Ella sólo quiere que la dejen en paz.

Sí, claro, las cosas están mal pero ella no puede hacer nada para cambiarlas.

Entiendo perfectamente que la saga sea un éxito: su protagonista es una víctima de la sociedad que no tiene conciencia de clase y que, incluso en el peor momento, siempre firmaría que todo volviese al tranquilo pasmo anterior. ¿Quién necesita libertad mientras tenga a su familia unida y un medio de subsistencia? Nadie, desde luego.

Y ahora vamos con las series:

Con Marco Polo me lo he pasado teta. Diez capítulos de intrigas palaciegas, combates, asaltos, traiciones, princesas, asesinatos, amistad y torturas en mitad de la corte de Kublai Khan, con Marco haciendo de testigo de una época maravillosa en la que igual podía matarte un chino que un indio, un mongol, un persa o un árabe.

Y sale un monje ciego que enseña kung fu.

Cuánta felicidad.

Los Pequeños Abogados Asesinos son unos estudiantes que trabajan para una profesora y abogada de éxito en sus casos. Lamentablemente algo sale mal en algún momento de la temporada y por accidente se ven con un cadáver entre manos que deben hacer desaparecer. Capítulo a capítulo la historia irá de atrás hacia adelante para irnos mostrando qué ha pasado, quién ha muerto, por qué están ellos implicados y, desde luego, quién se acuesta con quién, siguiendo esa maravillosa tradición televisiva que mezcla los chismorreos con cualquier otro género. Muy divertida.

En España ya la están echando doblada y, para variar, han traducido fatal su título orginal.

Ascension es un proyecto secreto de los EEUU, que durante la administración Kennedy decidió meter a seiscientos colonos en una nave inmensa en dirección a Próxima Centauri. Tras cincuenta años de viaje (justo a mitad de camino) ocurre un primer asesinato a bordo y de pronto los sucesos se disparan. Interesante y curiosa, sólo por la estética espacial-sesentera ya marece la pena verla.

Acabo de ver la apoteósica tercera parte y no aplaudo porque me muero de sueño. Obligatoria.

Librarians es espantosa, mala y vergonzante. Lo explico: un irritante Doctor Who Wannabe es El Bibliotecario encargado de investigar, buscar y conseguir todos los objetos mágicos diseminados por el planeta. Para ello cuenta con una base de operaciones multidimensional (es más grande por dentro que por fuera), un sistema de teletransporte algo errático y una espadada mítica que se comporta como un perrito. En su primera misión se hace con unos compannions a los que pasará parcialmente el testigo de su trabajo. También se echa novia o algo así, acabando la primera historia con el beso más anticlimático, inesperado y carente de química de toda la historia de la televisión.

Seguramente hay mil guiños que no he pillado de lo ofuscado que estaba viéndola. Merecen todos la muerte. Muchas veces. De forma dolorosa.


[1] Cruce de ideas locas: que Peter Jackson rodara una adaptación en imagen real de Naruto. Cada capítulo de veinte minutos del anime serían dos horas y media de película. Multipliquen.

Labels: , ,

10 Comments:

At 19 December, 2014 07:00 , Blogger Àlex Esteve said...

CABIARLAS y PEQUELOS. Buenos días.
El Hobbit me da perez extrema tras ver la primera, la veré si me obligan y luego la disfrutaré cuando alguien la corte como has dicho, que seguro que pasa.

 
At 19 December, 2014 09:14 , Blogger molinos said...

M quiere ir a ver Mortadelo y Filemón es super fan de sus tebeos, le encantó la Expo que hay en el Circulo de Bellas Artes de Ibañez. A C le gusta 13 rue del Percebe.

sehhh...son mis chicas.

 
At 19 December, 2014 14:21 , Blogger Ana María said...

Has puesto TEBOS, ¿qué mierdas te pasa, tienes los muñoncitos tróspidos?

Me bajaré Marco Polo, y sabed que lo decimos mal siempre, para nosotros no es Khan, es Jan, que ese sonido los anglosajones no lo tienen y se lo inventan ;)

Me apunto alguna peli más, y ya veré alguna vez la de los enanos. Estoy hasta casi más por volverme a leer el Hobbit... así estamos.

:*

 
At 19 December, 2014 14:22 , Blogger Ana María said...

Por cierto, deberías ver el capítulo navideño de Black Mirror, que es como un dementor y te vuelves el grinch del todo ;)

 
At 19 December, 2014 17:50 , Blogger ca_in said...

No he visto nada de lo que comentas.

Al Sr.Reno le sobran los dos pelos filomenescos. Pepe Viyuela no los llevaba y quedó bien caracterizado.

 
At 19 December, 2014 18:06 , Blogger Efe Morningstar said...

Álex, nadie la va a cortar nunca como no lo hagas tú mismo. HAZLO, que yo no tengo tiempo.

Ana María: 1) escribo de madrugada y del tirón, sois unos milindris; 2) ajá, la kh de Khan se pronuncia como la kh de Ankh, todo normal; 3) el especial navideño de Black Mirror lo vi en cuanto salió, ¿por quién me tomas? Hasta hice una pequeña mención en túiter, que me acuerdo.

Caín, es que Viyuela tenía pelos que malpeinarse y captaba la idea del pelo-rata de Filemón, pero el Sr. Reno (que es un alce) no tiene nada similar, de ahí los dos pelos. ¡Decisiones, decisiones!

Moli, Dolmen está recuperando algunos tebeos francobelgas setenteros que aquí se publicaron de cualquier manera hace treinta años. Tienes por ahí un tomo de "Quena y el Sacramús", otros de "Johan y Pirluit" que igual gustan a M. También hay tomos de "Valerian" publicados no hace demasiado por Norma que creo que son geniales. Fantasía, aventuras, CF, esas cosas. Échales un vistazo.

Igual deberías llevarte a M a una tienda de tebeos y soltarla por ahí.

13 Rue del Percebe es de lo mejor de Ibáñez (y la idea fue de Vázquez, si no recuerdo mal), muy bien por C.

 
At 19 December, 2014 21:39 , Blogger Miss Hurry said...

¡Reseñas pelis que ya no están en el cine! aunque no me quejo, que no creo que fuera a ver Filth.
De El Hobbit vi la primera en el cine y me pareció larguísima. Cuando hagas el corta-pega avisas y veo el resto.
St. Vicent fue una sorpresa porque la vi de casualidad y me gustó mucho, a pesar de lo desagradable del personaje. Y el beso en una noche de verano me gustó. Divertida y bonita.
Pequeños abogados asesinos, bien, al principio me echó para atrás el rollo de la profesora pero el resto engancha.
Librarians no puede ser más mala y la música que suena todo el rato me pone NEGRA.
Me apunto Marco Polo.
P.S.: ¡Pedazo de comentario, eso te pasa por acumular tanto! :p

 
At 19 December, 2014 22:12 , Blogger bequipequi said...

superfan del monito :-)

 
At 19 December, 2014 23:55 , Blogger Holden said...

Me encanta la idea de tu cruce entre Peter Jackson y Naruto. Saldría algo tan malo y tan imposible de tragarse que probablemente sería el mejor super ventas de los últimos 50 años de jolibud. Estoy seguro. Y lo vería, y me odiaría a mi mismo por verlo, pero eso no cambiaría nada.

Y si te duele ver así de mal escrito jolibud, te chinchas.

 
At 08 January, 2015 14:45 , Blogger Microalgo said...

La del hobbit la vi y es una birria del nueve. Creo que hasta dicen "amor verdadero", que en La Princesa Prometida queda estupendo, pero en el Hobbit, my balls. Fusquin fat Jackson. La tenía que haber dirigido Del Toro, ome ya.

 

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

Links to this post:

Create a Link

<< Home