cabecera

Miscelánea.

Tuesday, May 12, 2015

La balada del fregadero

Es una verdad mundialmente reconocida que un hombre soltero, poseedor de una gran fortuna, necesita un fontanero.

Sin embargo, cuando tu fortuna ha menguado y la grasa decide, vengativa, taponar el desagüe del fregadero, no queda más remedio que bajar a la droguería y comprar varios productos desatascadores: lejía de color verde (¡infalible!); lejía de color amarillo (¡el poder del limón!); lejía de color rojo (¡ardiente quemazón en tus manos!).

Una vez has probado todos esos productos químicos [*] caes en la cuenta, tarde, de que sólo actúan sobre la superficie expuesta del tapón, de modo que sólo son útiles si la obstrucción es parcial y el líquido puede introducirse entre los recovecos grimosos de la porquería. Si hay un tapón sólido los disolventes sólo atacan un extremo, dejando el grueso de la roña feliz y protegido, justo en la parte más profunda de la cañería.

Afortunadamente una vez viste trabajar a un Auténtico Fontanero y sabes que poseen delicadas herramientas capaces de zigzaguear por las tuberías, llegar hasta cualquier obstrucción y rasparla, empujarla o romperla en mil pedazos. Te informas en inernet [+] y descubres que ese prodigio tecnológico se llama cable desatascador, que se puede comprar en cualquier parte y que tu presupuesto mensual en tebeos casi no se verá afectado por su compra.

Pero atinar con el adecuado es un rollo repollo. Si el cable es muy largo es inmanejable. Si es demasiado ancho (y rígido) no dobla bien en los codos. Si es corto no llega a ninguna parte. Si es demasiado estrecho (y flexible) no transmite bien la fuerza necesaria para que funcione.



La culpa es de los gnomos, que son gentuza que no intenta desatascar la tubería cuando empieza a dar problemas, sino cuando se ha formado la madre de todos los conglomerados de grasa, trocitos de verdura y roña inclasificable.

Llegado al punto de desesperación en el que te planteas PEDIR AYUDA y PERDER PUNTOS DE VIRILIDAD es cuando recurres a los clásicos.

Si Heracles desvió un río para limpiar los establos de Augías yo bien puedo usar una manguera a presión para desatarcar la tubería.

¿Qué es lo peor que puede ocurrir? ¿Que explote la instalación y salgamos todos ardiendo, como en las películas?


Dicho y hecho:

1) Se viste uno y sale a la calle.
2) Se torra.
3) Busca una ferretería o similar.
4) Pide una manguera.
5) Le preguntan para qué.
6) Intentas explicarlo.
7) Obvias la cara de terror del dependiente.
8) Te llevas una manguera para gas.
9) Gas, agua, mugre: todo es cósmicamente lo mismo.
10) Compras cinta americana. (IMPORTANTE SIEMPRE).
11) Vuelves a casa.
12) Trasteas con la fontanería visible del fregadero.
13) Conectas el grifo al desagüe con la manguera y la cinta americana.



14) Abres el agua caliente.
15) Esperas que no reviente nada.
16) ¡El agua fluye!
17) ¿Nada explota?
18) ¡Baile de la victoria!
19) Haces fotos.
20) Escribes un post para recordar que una vez no rompiste nada.
21) ¡Baile de la victoria!

Ahora sólo me queda llamar a mi madre para contárselo épicamente.

Pero primero esperaré un par de días, no vaya a atascarse todo otra vez.

O explotar.


[*] Siempre siguiendo las mismas instrucciones: 1) Vacías su contenido en el desagüe, 2) dejas pasar unas horas, 3) añades agua caliente, 4) compruebas que ahora el atasco es mayor. También se puede probar con amoníaco o sosa caústica, que son buenísimos para la piel. ¿Quién necesita huellas dactilares? Los hombres DE VERDAD no.
[+] El Puma, mi tótem.

Labels: ,

15 Comments:

At 12 May, 2015 01:58 , Blogger Miss Hurry said...

Eres un héroe aunque te pasa por no ser nada previsor. Seguro que no tomas café de cafetera para ir echando los posos por el desagüe y que arrastre porquería, ¡infalible!
El monito, estupendo, aunque si hubieses dibujado un ladrillo también me habría molado porque nos tienes abandonados :p

 
At 12 May, 2015 09:30 , Blogger Inés said...

¿Y no se te ocurrió previamente desenroscar el codo bajo el fregadero para limpiarlo? ¿O es de los que están soldados?

Ahí es donde suele quedarse toda la mierda/roña/grasa/restos-de-cosas. Y sólo hay que desenroscarlo, vaciarlo (¡en la basura!), limpiarlo y volverlo a poner.

PS: MissHurry, yo que no tomo café sólo echaba los posos cuando venían visitas y siempre causaban más problemas que otra cosa.

 
At 12 May, 2015 10:32 , Blogger HotBless said...

¿Y un desatascador de los de toda la vida? Un palo con ventosa en un extremo para hacer el vacío. A mí normalmente me funciona.

 
At 12 May, 2015 10:42 , Blogger bequipequi said...

Seguro que si echas Cocacola el atasco se va en un santiamén. O sosa, que si no se moja sobre la piel no es para tanto (y sienpre puedes usar guantes para manejarla, como la gente normal)

 
At 12 May, 2015 12:20 , Blogger Ana María said...

¿En serio todavía no estás nadando en la inmundicia? No te creo xD

:***

 
At 12 May, 2015 12:38 , Blogger Microalgo said...

¿Y yo, que no veo ese conector universal muy eficiente? Le auguro más pérdidas que a Concha Velasco.

Y venga, confiese. Confiese que armó Usted un pifostio del nueve, y que se vale de la mitómana Red de Redes para sublimar su derrota y que luego llamó al fontanero. Y que antes de eso compró en un chino el cable desatascador y luego comprobó que no valía para nada. Venga. Dígalo. A mí me pasó (¡te queremos Microalgo!) (¡No estás solo, Microalgo!) (Un mega-abrazo entre todos).

Vamos, suelte ese peso que lleva dentro.

 
At 12 May, 2015 14:53 , Blogger Holden said...

Este post no alcanzaría las altas cotas de virilidad y masculinidad que tiene de no haber empleado la cinta americana, y bien lo sabes.

 
At 12 May, 2015 17:50 , Blogger Salamandra said...

Lo del agua a presión es tener unos güevazos como campanas.

Algú ho havia de dir!

 
At 12 May, 2015 20:36 , Blogger ca_in said...

"Llamar al fontanero". ¡JA! Cuando consigues que aparezca el fontanero, hace mucho tiempo que te has acostumbrado a fregar los platos en el bidé.

 
At 12 May, 2015 22:30 , Blogger Efe Morningstar said...

Missurri, ¿café de cafetera? Eso suena a tecnología de siglos pasados. Yo uso café mágico en polvo. Ahí, en la frontera misma del siglo veinte.

Caín, qué dices, yo llamo al seguro y lo mandan al día siguiente. Lo que pasa es que llamar al seguro me quita años de vida, así que lo evito.

Salamandra, ¡pues ha funcionado! ¡Mis guevazos como campanas y yo somos genios! ¡Genios! ¡Los tres! EPIC WIN!

Inés, mujer, antes ya había probado con el desatascador de vacío habitual y había desmontado el sifón y lo había limpiado. De hecho, pensaba que sería el sifón lo que estaría bloqueado, pero no.

¿Los posos del café no eran para leerlos?

Estáis destrozando la mitología.

Hotbless, lo intenté lo primero, sin éxito. Mi fregadero tiene una entrada auxiliar que vuelve un verdadero fastidio usar bien ese desatascador. Hay que tapar esa salida (como se pueda) mientras lo usas, pero necesito una mano extra para eso.

Bequipequi, en casa tengo whisky, leche, vinagre, ron, agua, aceite y dos quintos de cerveza que abandonó mi madre a su suerte. Nada de cocacola. ¿Qué tipo de gente compra cocacola para el día a día?

Yo te lo diré: ADICTOS y MONSTRUOS DEL ESPACIO.

Micro, qué va, la cinta americana es la pera limonera. La conexión al grifo sólo goteaba un poco y el otro extremo de la manguera lo metí todo lo que pude en la tubería del desagüe antes de cerrarla bien con la cinta.

Sólo se escapaba un hilillo de agua. Se pone un cubo debajo antes de abrir bien el agua caliente y listo.

Asúmelo, la derrota es toda tuya.

Holden, en realidad quería comprar cinta americana y no sabía cómo justificarlo sin tener previsto un secuestro, de ahí el concienzudo taponamiento del fregadero.

Es todo parte de un plan mayor.

 
At 13 May, 2015 00:23 , Blogger molinos said...

Yo tengo un hermano para eso.

Soy una chica con suerte.

 
At 13 May, 2015 20:39 , Blogger ca_in said...

No preguntaré el motivo por el que contrataste un seguro que incluye servicios que te quitan años de vida.

 
At 14 May, 2015 09:21 , Blogger NáN said...

Y si el hombre no es soltero, y cohabita con mujer u otro hombre, pero sin haberle preguntado por sus habilidades de fontanería antes de liarse, regresamos a la situación del hombre soltero de gran fortuna.

La vida es un círculo cerrado del que nadie sale.

Qué razón tienen los que dicen que antes la situaciones de gravedad hay que reaccionar filosóficamente.

 
At 14 May, 2015 21:39 , Blogger Efe Morningstar said...

NáN, si "reaccionar filosóficamente" significa "comprar una manguera y cinta americana" entonces estoy de acuerdo contigo.

Moli, fíjate cómo será mi casa que aquí "el hermano manitas" resulto ser yo. No hay palabras para describir el horror de mi madre cada vez que digo que voy a arreglar algo.

Caín, no, ése es un efecto colateral. También me pasa cuando bajo a comprar el pan y veo a gente por la calle.

 
At 09 June, 2015 10:03 , Blogger NáN said...

¿Y qué pensabas si no, Efe? Nosotrotos no buscamos la sabiduría, sino que braceamos en la Verdad Real.

 

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

Links to this post:

Create a Link

<< Home