cabecera

Miscelánea.

Tuesday, August 4, 2015

La última cerveza

—¿Has pedido ya? ¿Sin mí?
—Has llegado media hora tarde.
—¡Pero he avisado!
—¡Hace cinco minutos!
—Ya, entiendo... ¿Es una mirinda?
—Es una mirinda.
—Señorita, por favor, ¿podría ponerme otra mirinda a mí también?


—Buenas noches, ¿nos podría poner dos Estrella Galicia?
—¿Te conté el otro día lo de los F-22?
—¿Son ya tan caros que uno cuesta más que toda la flota de F-35?
—No, todavía no, pero es mejor aún, resulta que tras ocho años de estar en activo por primera vez los han mandado a una misión.
—¡Qué me estás contando! ¿Los han enviado a interceptar un meteorito, una nave alienígena, una horda de migs rusos de penúltima generación?
—¡No, calla, que podrían romperse! Han mandado UN F-22 a bombardear un almacén del ISIS.
—¿Un almacén guarnecido con misiles tierra-aire guiados por láser? ¿Con un silo de cabezas nucleares bajo tierra? ¿En Chechenia?
—No, en Siria, en un polígono, un almacén de hormigón y chapa.
—¿Y para eso hacía falta enviar un F-22? ¡Habría bastado con un B-52 de los años sesenta! ¡Que es el ISIS, no China!
—¡Eso es lo BONITO!
—La verdad es que sí.
—¿Pedimos otra cerveza?


—Hola de nuevo. Disculpe, ¿nos podría poner dos alemanas de trigo? Dos Wichifrussen Funchen Weissberiberi o como se diga.
—Esta cerveza es lo mejor del mundo. Quizás lo segundo mejor después de esa moza que está en la mesa de allí.
—¿A mis siete?
—A tus siete treinta.
—¿Una rubia con media melena, ojos claros, vestido beige hasta las rodillas con una raja sobre el muslamen derecho, escote sexi, pendientes color amatista y tanga?
—¿Lleva tanga?
—No sabría decirte seguro, apenas la he visto de pasada.
—Está a tu espalda. No puedes haberla visto ni de pasada. Tienes superpoderes.
—No sé qué insinúas.


—¿Queremos la última?
—Queremos la ultima.
—Por favor, ¿nos pone otras dos Wisssufen Finches Wiesbeirre?
—¿Has visto lo de Plutón?
—Plutón, Plutón, ¡no sé qué tiene la gente con Plutón! ¡Deberíamos ir a Europa!
—Pero en Europa hay una capa de hielo.
—¡Pues se horada con un taladro!
—Es que igual son cincuenta metros de hielo, o doscientos, o quinientos, o...
—Ya, bueno...
—Tengo una IDEACA.
—A ver.
—Mandamos una nave a Europa que conste de dos partes. La primera, una sonda que aterrizará dulcemente sobre la superficie.
—¡CON AIRBAGS! ¡Los airbags son el mejor invento de la ciencia espacial desde el microondas!
—Exacto, con airbags. La sonda cae, FFFSHHH; rebota, BLAM, BLAM, BLAM; y cuando se estabiliza se atornilla al suelo helado de Europa y espera a la segunda parte de la nave, que baja con...
—¡CON AIRBAGS!
—¡No, mejor aún! ¡Con una bomba termonuclear! ¡Que estalla a cincuenta kilómetros, más allá del horizonte de la sonda, en el suelo!
—¡OHHHHHHH!
—¡Una bomba de cincuenta megatones! ¡Mejor a cien kilómetros!
—¡OHHHHHHH!
—Y entonces la explosión se propaga por la superficie y también a través del subsuelo...
—¡Y midiendo las señales con la sonda medimos el grosor de la capa de hielo de Europa!
—¡EXACTO!
—¡ES GENIAL PORQUE TIRAMOS UNA BOMBA!
—¡TENEMOS UN EXCEDENTE TERMONUCLEAR APOLILLÁNDOSE EN SIBERIA!
—Pero, espera, también podríamos medir el grosor del hielo con ultrasonidos.
—¡PERO NO SERÍA TAN DIVERTIDO!
—¡CIERTO!
—Se me está ocurriendo otra idea...
—Dime.
—¿Sabes qué molaría? Tirar una bomba de cien megatones sobre Júpiter a ver qué pasa.
—¡Eso es como meter un palo en un hormiguero!
—¡Eso es ciencia!
—¡Con un palo!
—A ver, ¿dónde más podríamos tirar una bomba de hidrógeno para ver qué pasa...?



—Señorita, por favor, dos mirindas. ¿No quedan mirindas? ¿Esta cerveza de qué es? ¿De aloe vera? ¿La probamos?
—Suena super sano, pónganos dos. Muchas gracias.
—¿Has encontrado ya cómo construir una bomba de fisión?
—Sí, sí, está todo en internet.
—Por menos de lo que hay hoy día en la wikipedia te inyectaban polonio 210 en los años sesenta.
—Mira el esquema, es sencillísimo.
—No lo entiendo, ¿es que en Irán no tienen la wikipedia?
—Pues igual no.
—¡Hasta un niño podría construir esto!
—Lástima que el uranio 235 sea tan caro.
—Ya, eso sí. La vida es injusta.
—¿Nos pedimos la última?
—Venga.

Labels: ,

9 Comments:

At 04 August, 2015 03:44 , Blogger Àlex Esteve said...

Sois gente sabia y de bien.

 
At 04 August, 2015 04:51 , Blogger 300mundos said...

Qué envidia, yo hace siglos que no tengo una conversación sensata

 
At 04 August, 2015 16:49 , Blogger ca_in said...

El excedente nuclear debiera usarse para hacer tiro al blanco con todos los meteoritos que se acerquen a la Tierra. Eso es diversión mientras se gana experiencia para cuando se deba eliminar un meteorito con auténtica ruta de colisión.

 
At 04 August, 2015 19:17 , Blogger Holden said...

Mira que conversación de bar tan chuli piruli. ¿También sabes lo que llevo yo puesto Efe? XD

 
At 05 August, 2015 13:50 , Blogger Microalgo said...

De donde se deduce que el Coyote es el Anticristo.

 
At 05 August, 2015 14:45 , Blogger breadbimbo said...

Ca_in, con eso solo conseguirías tener piedras más pequeñas desplazándose en la misma dirección que el meteorito inicial, pero radiactivas.

Yo pondría un pentium 75 en la sonda y activaría una demo del solitario. El calor generado sobra para derretir cualquier espesor de hielo.
Y si no, mi gtx 570 jugando al far cry 3.

 
At 05 August, 2015 22:09 , Blogger Efe Morningstar said...

Álex, exacto, así es. Cada año que pasa somos el doble de sabios y, por tanto, de sexis.

300, eso es porque no te juntas con gente seria, sensata y que no se calla jamás de los jamases ni debajo del agua, como hago yo.

Caín, mejor hacer pruebas con meteoritos que no se acerquen, por si acaso. Pero, bueno, imagino que el software de intercepción del escudo de misiles de EEUU se podría usar, llegado el caso. Seguro que es software libre.

Holden, yo siempre te imagino sentado en pelotas frente al ordenador. Bueno, a todos, en realidad. En mi cabeza todo es mejor y más fresco.

Microalgo, al Coyote, si algo es, es Judas Iscariote, un incomprendido.

Bimbim, no, no, la idea es que las bombas exploten al tocar la superficie, de modo que actúe como la ignición de un cohete (muy poco eficiente) durante una fracción de segundo. Así no se rompería nada y el impulso desviaría el bicho un poquitín (o dos).

¿Un pentium 75? ¿Cuántos años tienes? ¿Mil? ¿Y el enchufe qué? ¡Las baterías PESAN!

 
At 09 August, 2015 16:09 , Blogger María said...

Un hombre de menos de 75 años no debe saber lo que es el color beige, y menos aún cómo se escribe.

 
At 17 August, 2015 23:01 , Blogger Efe Morningstar said...

María, yo todo lo que sé lo he aprendido leyéndolo en alguna parte. Necesariamente sé cómo se escribe. Lo meritorio es que no lo confunda con el verde limón.

 

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

Links to this post:

Create a Link

<< Home